En huelga por el clima. ¡La revolución ya está aquí!

Share on facebook
Share on twitter
Share on google
Share on linkedin

El pasado 14 de diciembre, Greta Thunberg, una adolescente sueca a punto de cumplir los 16 años, tuvo la oportunidad de dirigirse al mundo desde los micrófono de la Cumbre del Clima de Katowice. Sus palabras, empapadas de determinación y realidad, no dejaron indiferente a nadie. Puedes leer aquí lo que escribí sobre ella en el primer post del año.

Fue un claro aviso a los mandatarios mundiales y una llamada a la acción a quienes, en vista de la “parálisis irremediable” del sistema capitalista, están obligados a mover ficha si no quieren heredar el peor mundo posible para vivir.

Semanas después del discurso de Greta, llegan las primeras réplicas de un movimiento que ya corre como la pólvora. Si en los 60 fue la Guerra de Vietnam y a principios de esta década, el surgimiento de los indignados y la Primavera Árabe, comenzamos a intuir el motivo por el que los más jóvenes se movilizarán en los próximos años.

¿Te imaginas una revolución a escala planetaria de jóvenes exigiendo medidas realistas para frenar el cambio climático? Me llamarás optimista, pero empiezo a creer que este movimiento va a seguir creciendo. Es ahora o ya no va a poder ser nunca. Porque el tiempo, su tiempo, se agota.

Hemos venido aquí para hacerles saber que el cambio está llegando, les guste o no. El verdadero poder le pertenece a la gente.

Greta Thunberg. Cumbre del Clima. Katowice. Diciembre de 2018.

Una revolución con nombre de mujer

Greta Thunberg comenzó sola su protesta en agosto de 2018, plantándose cada viernes frente al parlamento sueco para exigir medidas urgentes contra el cambio climático. Muchos de sus compañeros de clase y profesores la apoyaron entonces. Y hoy se cuentan ya por decenas de miles quienes se han hecho eco de sus palabras y se han unido a su lucha.

Si la mecha ha prendido gracias a esta joven sueca, su protesta estudiantil desde agosto y su discurso en Katowice en diciembre, es en Bélgica donde más se está haciendo notar el movimiento, liderado por otra adolescente: Anuna de Wever. Esta flamenca de 17 años publicó un video en sus redes sociales llamando a la huelga escolar por el cambio climático tras ver el discurso de Greta. ¡La increíble reacción en cadena ha pillado a muchos por sorpresa!

Protestas en Bélgica conta el cambio climático

El jueves 10 de enero, 3.000 estudiantes salieron a las calles de Bruselas. El pasado jueves, día 31, fueron cerca de 30.000 personas las que secundaron las movilizaciones, que empiezan a convertirse en algo habitual cada jueves en la ciudad belga. Los manifestantes han lanzado una advertencia. En palabras de Anuna de Wever, las movilizaciones cesarán “cuando el Gobierno consensúe un plan de acción contra el cambio climático con expertos”. Tienen muy claro el problema y la única vía para solucionarlo: que se reconozca que el cambio climático es una crisis grave y que buscar solución al problema sea una prioridad real.

La organización de las movilizaciones estudiantiles en Bélgica se reparte, principalmente, entre tres chicas de entre 17 y 19 años. La propia Anuna de Wever y Kyra Gantois en la región de Flandes y Bruselas, y Adélaïde Charlier en Valonia. Ellas coordinan las tácticas informativas en las redes sociales, preparan los discursos y organizan los recorridos de las manifestaciones.

El domingo 27, la manifestación contra el calentamiento global organizada en Bruselas por la organización Rise for Climate reunió a unas 70.000 personas, una cifra impresionante teniendo en cuenta que la población de Bélgica no supera los 12 millones de habitantes.

Movilizaciones en todo el mundo

La conciencia ambiental ha aumentado bastante en las nuevas generaciones. Posiblemente porque empiezan a comprender que la fiesta del sobreconsumo ilimitado de las últimas dos generaciones les va a tocar pagarla a ellos. Y porque da la impresión de que a quienes ostentan el poder, esto parece importarles muy poco.

A las movilizaciones de Bélgica se unen las de Francia, Italia, Alemania, Austria, Suiza o Canadá. Cada semana, las etiquetas #FridaysForFuture y #climateStrike son utilizadas por estos jóvenes en sus cuentas de Instagram, Twitter o Whatsapp, en apoyo a las manifestaciones o concentraciones en defensa del planeta.

En España, sin embargo, y más teniendo en cuenta que nuestra situación frente al cambio climático es de las más vulnerables de Europa, son pocos de momento los que han comenzado a movilizarse. No es difícil comprobar en las redes y a pie de calle que las reivindicaciones apenas está teniendo seguimiento en nuestro país. Aunque todo llegará…

Se empieza a hablar en las redes sociales de una huelga global y de movilizaciones para el 15 de marzo. Seguiremos atentos a los próximos acontecimientos y muy especialmente a esa fecha. Quién sabe, tal vez la generación Z tenga mucho que enseñarnos.

Manifestante niño cambio climático

Si te ha gustado la entrada, deja tu comentario… ¡y suscríbete al blog!

Deja un comentario

RESPONSABLE DE LOS DATOS: Óscar Carrascosa Fontalba; FINALIDAD: gestionar tus comentarios; LEGITIMACIÓN: el consentimiento que otorgas en este formulario; DESTINATARIOS: los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de Webempresa Europa, S.L. (mi proveedor de hosting), dentro de la UE. Puedes ejercer TUS DERECHOS de acceso, rectificación, limitación o suprimir tus datos contactando conmigo en oscar@vientoytierra.com. Consulta la política de privacidad para más información.

Este sitio web utiliza cookies -sin aceite de palma- para que disfrutes de la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Pincha el enlace si quieres obtener más información. ACEPTAR

Aviso de cookies